Artistas en residencia

10 entradas

Miriam Martínez Guirao

Miriam Martínez Guirao trabaja dando visibilidad y contando historias de esa vegetación silvestre ignorada en nuestras calles o rescatando y hablando de especies endémicas desaparecidas.

El proyecto realizado gira entorno a la naranja amarga, en él realiza una recopilación de los diferentes usos que se le ha dado a la naranja amarga, desde la cocina a los cosméticos. Un estudio que acompaña con diferentes ilustraciones, trasformando el sabor amargo de la naranja borde en una historia dulce que compartir.

Pau López Anquela

Trastellaors

La obra de Pau López Anquela, Trastellaor-s, recoge la memoria arqueológica del sistema de riego ‘a manta’, instaurado por los árabes y que ha estado en uso hasta 2019, fecha en la que es definitivamente fue sustituido por el riego ‘a goteo’.

El Trastellaor es el elemento que se pone en las acequias a modo de compuerta para dar paso al agua de riego por inundación. Su nombre provine de ‘trasto’, dado que antiguamente se ponía una madera o cualquier trasto para el citado fin.

Alvar Martí

La Simbiosis dels Elements

La mirada estètica i creativa escolta el llenguatge del cor i estableix vincles amb lo invisible. La Terra com a sostén de l’alquímia dels elements. La Terra generadora de tota vida, prenyada per l’aigua, elevada per la llum del Sol i acaronada per l’aire, es a on creixen i viuen les arrels que ens connecten amb la força magnètica planetària. Tot forma part d’un equilibri auto sustentat. Imatges, emocions i metàfores sobre la simbiosis dels elements a on la Terra es el centre. L’instal·lacio consisteix en 4 escultures, unides per una iconografia similar, quatre per que la Terra es el quadrat i el numero 4, els elements bàsics també son 4 i el quint element el Ser humà, es el resultat alquímic conscient

Pasquale D’Agostino

PFOA

Estructura molecular, a gran escala, del ácido perfluorooctanoico, comúnmente conocido por ser un componente del material antiadherente de las sartenes o del hilo dental. Polímero sintético que persiste en la tierra dada su insolubilidad. En el cuerpo actúa como un disruptor endocrino, imitando el efecto de las hormonas, por lo que se le asocia con diferentes tipos de cáncer, problemas de tiroides y esterilidad tanto en animales como en seres humanos.

Lorena Mulet_ Marco Ranieri

Contra la aridez del mundo_2018

La erosión se define normalmente como el arranque y transporte de materiales de un suelo. Los agentes erosivos pueden ser varios: agua, viento, hielo, cambios térmicos… a lo largo de miles de años la erosión ha ayudado a perfilar la orografía de los lugares que habitamos. Sin embargo, desde el Antropoceno, sus efectos se han visto agravados a causa de las actividades humanas. Tanto es así que según las últimas estadísticas, el 42% del territorio español, 21millones de hectáreas, está sometido a procesos de erosión graves, lo que significa pérdidas de suelo de 12 toneladas por hectárea y año. Sabemos que el fenómeno de la erosión ocurre cuando no hay protección en la superficie del terreno y agentes como la lluvia, el viento o el paso de vehículos arrastran su cubierta superior. Esta pérdida de material conlleva una pérdida de nutrientes y disminuye la fertilidad del suelo, dificultando así la vida en el mismo. Esta desprotección de la superficie se debe principalmente a la desforestación. Debido al incremento de los incendios, la urbanización desproporcionada y la agricultura intensiva, la erosión del suelo se ha acelerado drásticamente. La presencia de vegetación protege el terreno proporcionado unos servicios ecosistémicos imprescindibles. A través de sus raíces, las plantas son las principales fijadoras del suelo: sus ramificaciones constituyen una estructura protectora en forma de malla que retiene el terreno evitando que se desprenda. Además de retener la tierra que habitan, también son capaces de captar nuevas partículas, transportadas por el agua o el viento, incorporándolas al terreno en forma de abono. A través del proyecto “contra la aridez del mundo”, pretendemos reparar aquellos daños que la erosión acelerada provocó en el territorio y en el cuerpo, definir las relaciones que establecemos en nuestro habitar.

Mónica Gómez Candela

Matriz I_2016


Matriz I está inspirada en la dinámica del toroide, un modelo primario de flujo de energía que utiliza la naturaleza para la vida y nos muestra cómo se puede acceder a la energía de una manera limpia, segura y sin límites. Esta obra quiere representar de manera experimental y simbólica ese flujo que es como la respiración del universo o nuestra propia respiración, como el vientre materno que recibe la energía y la transforma en vida. Esta intervención es dinámica; para entender mejor la pieza mostramos el proceso de realización en sus diversas etapas, de dentro hacia afuera. También para disfrutar de su transformación estética a medida que avanza. El propósito final es cultivar plantas locales en una sección de esfera a modo de montículo teniendo como base la estructura geométrica realizada con médula de junco, cañas y yute que observamos en la foto. Esta estructura va a estar cubierta por un ”tejido” mezcla de tierra, semillas de plantas locales y estopa; estará finalmente acabada con piedrecillas que drenen el agua y protejan a las plantas. Se trata de que cuando llueva, el agua pueda entrar a través del orificio, deslizándose también hacia fuera y que con el movimiento circular y la tierra arcillosa del suelo pueda retener el agua un tiempo más. El suelo, unido al montículo por una cámara de aire y un eje hueco, tendrá un lecho de arcilla sobre piedras que aislará en lo posible al agua y permitirá crear un ambiente de humedad. La intención es que la evaporación lenta del agua en la “cámara” pueda regar desde dentro a las plantas y sea menos necesario un riego continuado. Se pretende comprobar que este sistema funciona a nivel agroecológico documentando el proceso de germinación, crecimiento y permanencia de las plantas crecidas. El resultado final es una sorpresa, con el colorido de las distintas plantas locales pretendemos que sea estéticamente sugerente. A nivel escultórico la pieza quiere ser como el vientre de una mujer preñada, con el ombligo en el centro, un espacio vivo y lo más parecido a un recipiente lleno de potencial. Se trata de un mandala tridimensional, un campo de fuerza que nos conecta con lo trascendente; en él está presente una dinámica sin fin de Mónica Gómez dar y recibir, que es la del toroide y que nos da la clave de una energía ilimitada y libre.

Mónica Gómez Candela

Chiara Sgaramella

Ad Infinutum_ 2016

La propuesta se enmarca en la iniciativa Trastellaor 2016 y pretende contribuir a difundir buenas prácticas vinculadas a la agroecología, en concreto el compostaje de los residuos orgánicos para obtener abono natural. El proyecto propone la construcción en un huerto de Palmera de una compostera que se configura como un artefacto escultóricos y a la vez como un elemento funcional. La forma elegida, la representación gráfica del concepto de infinito, evoca los incesantes ciclos de regeneración de la materia orgánica y la importancia de aprovechar los recursos en un sistema cerrado como la biosfera.

Fotos: Chiara Sgaramella y Enriqueta Rocher.